Qué ver en Islandia en una semana


    En este post os vamos a contar los mejores lugares de Islandia que hemos visitado en nuestro último viaje. Os enseñamos qué hacer y qué ver en el país del fuego y el hielo. Nosotros fuimos una semana pero esta guía vale para viajes de 5 días o hasta 10 días ya que hay muchos sitios en los que perderse y va a depender del tiempo que pases en cada uno de ellos. 

Road trip de 7 días 

      Hablamos de un viaje en coche. Es fundamental para moverse por la isla y poder visitar todos los lugares que os vamos a enseñar, puesto que hay muchos kilómetros entre unos y otros y es inviable hacerlo de otra manera ya que allí el transporte público brilla por su ausencia y si contratáis excursiones privadas os va a salir por un ojo de la cara.


Reykjavik, la capital 

     La base de operaciones, por así decirlo, será la capital del país. Desde aquí podéis hacer bastantes escapadas y es un buen lugar para alojarse puesto que es donde más oferta hay (y mejores precios).

Reykjavik
    A priori, puede parecer una ciudad fría, seca y con poco que ofrecer. Sin embargo, es una ciudad que ha sabido mantener su espíritu nórdico bastante bien, pese al rápido crecimiento que está sufriendo en los últimos años. Edificios altos y modernos se entremezclan con casitas de madera de colores, con más de 100 años de antigüedad. Muchas de estas casas se han convertido hoy en restaurantes, tiendas o guesthouses (pequeños alojamientos con 3 o 4 habitaciones donde compartes baño y cocina con los demás huéspedes).

    Además, en el paseo marítimo se encuentra el Harpa, un edificio moderno que alberga conferencias, conciertos, museos, representaciones y demás actos culturales de la ciudad. Merece mucho la pena visitarlo de noche, cuando ya no hay nadie y recorrer sus pasillos. Un lugar muy top para aquellos que nos gusta la fotografía.


     Por otro lado, no nos debemos olvidar de las iglesias de Reykjavik. Son los edificios más altos y representan la diversidad cultural del país. La más alta, Hallgrímskirkja (sí, acostumbraros a palabras impronunciables), del rito luterano y la Catedral del Cristo Rey, Landakotskirkja de culto católico, son las más conocidas.

Hallgrímskirkja

Golden Circle, Círculo Dorado o Círculo de Oro

    Se trata de la excursión más famosa de Islandia. Partiremos desde Reykjavik para visitar 3 lugares que te dejaran sin palabras. El primero de ellos, es el Parque Nacional de Thingvellir (Þingvellir) donde se encuentra la falla que recorre el país y por donde surgió la isla del fondo del océano. Podremos recorrerla por su interior hasta llegar a Öxarárfoss, una bonita cascada que vierte sus aguas a esta gran brecha en la tierra.


   La siguiente parada la haremos en Geysir, este nombre os sonará más y casi no necesita traducción puesto que esta zona ha sido la que ha dado nombre a lo que conocemos como géiser. El agua superficial contacta con rocas calentadas por el magma subterráneo y sale por fracturas en la roca provocando una columna de agua y vapor, que en este caso suele aparecer cada 2 o 3 minutos (apróximadamente, ya que se trata de un fenómeno natural y no hay ningún mecanismo ni nadie que lo accione). Espectacular y totalmente recomendable.


    Y, por último, visitaremos una de las cascadas más impresionantes de la isla, por la cantidad de agua que lleva y lo inmenso del lugar, Gullfoss. El agua parece adentrarse en la inmensa falla y desaparecer. 

Gullfoss

El Sur  

    Siguiendo la Ring Road, la nº1, la que le da la vuelta al país, podremos visitar multitud de lugares que nos dejarán con la boca abierta. 

  Una de las cosas que más vais a ver en este país son las cascadas. Os recomendamos Seljalandsfoss, un impresionante salto de agua en el que os mojaréis un poco ya que se puede pasar por detrás de ella (el parking es de pago, pero si no queréis pagar, dejad el coche justo en la salida de la carretera, junto a un frailecillo gigante).

Seljalandsfoss
    La siguiente es Skógafoss, una de las más famosas de la isla. Por aquí baja muchísima más agua que en la anterior y es bastante más alta. Además, es un buen lugar para acampar.

Skógafoss

Jökulsárlón, uno de los lugares más impresionantes del planeta 

     Para nosotros al menos lo es. Dudamos en ir, porque está bastante alejado de todo (a no ser que tu intención sea dar la vuelta al país) y tardas como unas 3 horas desde Vík, el pueblo más cercano. Pero en todos los sitios que consultamos decían que había que ir si o si y que merecía la pena. ¡Y vaya si lo mereció! 

Jökulsárlón
   La noche anterior nevó y cuando miramos la webcam situada en el glaciar, nos asustamos bastante, sin embargo, nos la jugamos y cuando llegamos allí, el sol se abrió paso y nos dejó una experiencia única. Había leído algo sobre este lugar pero nunca te llegas a imaginar la inmensidad del glaciar y del lago donde flotan los icebergs antes de acabar en el mar.

Focas nadando en el lago Jökulsárlón

   Y una de las cosas que no nos esperábamos, es encontrarnos focas bañándose tranquilamente entre los bloques de hielo... fue toda una sorpresa. 

Glaciares 

    Además del comentado anteriormente, de camino a el, podemos visitar un par de glaciares que también nos dejarán pasmados. El primero de ellos es Sólheimajökull, muy cercano a Skógafoss, y en el que apenas tendrás que andar unos metros para observar la belleza del valle en el que se encuentra. 

Sólheimajökull
    El otro está cercano al Jökursárlón. En realidad, son dos glaciares que se encuentran casi pegados. El más visitado es Vatnajökull, pero su parking también es de pago y hay bastante gente. Así que nosotros fuimos a visitar a su hermano Svínafellsjökull, mucho menos masificado. Eso sí, para llegar a este, hay que atravesar una pista forestal que no se encuentra en muy buenas condiciones, pero con paciencia llegaban hasta los coches más pequeños. 

Svínafellsjökull

El avión americano estrellado en la playa

    Uno de los lugares que se ha hecho más famoso últimamente es este avión americano que tuvo que hacer un aterrizaje forzoso en esta playa allá por 1973 y quedó varado en una playa de arena negra. Mucha gente pensará que es una estupidez hacerse 45 minutos de caminata (sí, en línea recta y que no te pille la lluvia o el viento o lo pasarás mal porque está en medio de la nada) para ver un trozo de chatarra. Pero para los que nos gusta la fotografía es un lugar con un encanto especial y que merece la pena


Dyrhólaey, el mejor lugar para ver los frailecillos 

   El frailecillo es el pájaro más famoso de Islandia, lo veréis en todos los souvenirs de las tiendas, carteles, muñecos, etc. Pero a nosotros nos costó verlo la verdad. Leímos que el mejor sitio para ello eran los acantilados situados tras el faro de Dyrhólaey. El primer día que fuimos nos llovió bastante y solo vimos gaviotas y patos. Sin embargo, lo volvimos a intentar un día después y ahí los teníamos, a escasos metros, posando para nosotros con una vistas impresionantes a la playa de Reynisfjara

Pareja de frailecillos (Fratercula artica)

Seljavallalaug, la alternativa gratuita al Blue Lagoon

    Cualquiera que esté planeando su viaje a Islandia habrá visto u oído hablar del Blue Lagoon, una piscina de agua caliente al aire libre, muy bonita. Nosotros teníamos pensado ir, pero cuando vimos que la entrada cuesta 81€, se nos quitaron todas las ganas (56€ si vas a las 9 de la noche, antes de que cierren). 


     Así que buscamos alternativas más económicas y justo detrás de nuestro alojamiento, a 15 minutos andando se encuentra esta pequeña balsa de agua caliente situada en un entorno mucho más bonito que la anteriormente citada aunque aquí el mantenimiento brilla por su ausencia. Así que si no eres muy pudoroso y te da igual cambiarte en un cuarto un poco descuidado en medio de la montaña, este es tu lugar. Lo mejor de todo es que es GRATIS. Eso sí, id lo más pronto posible ya que no es muy grande y se llena muy rápido de gente. 

Península de Snæfellsnes

    Situada al oeste de la isla, y a unas dos horas de Reykjavik, se encuentra esta península que tiene algunos atractivos como la iglesia negra de Buoakirkja, una playa donde podremos observar focas (Ytri Tunga), un par de cascadas bastante bonitas (Bjarnarfoss y Sheep's Waterfall) y una montaña muy próxima al mar llamada Kirkjufell con una forma muy fotogénica. Sin embargo, a nosotros nos cayó la mundial ese día y no pudimos ver nada de esto. Así que no tenemos fotos ni os podemos hablar mucho de ello.

Mapa de Islandia

      Además de estos lugares, visitamos alguno más que os dejamos a continuación en el mapa, que nos sirvió a nosotros de guía para nuestro viaje de 5 días. Fuimos bastante apurados en algunos momentos, pero es cierto que casi todo se encuentra cerca de la carretera y se ve rápido. Y si tenemos en cuenta que en las fechas que hemos ido (abril - mayo) oscurece a eso de las 11 de la noche, teníamos mucho tiempo de luz. 



Comentarios

  1. Desde luego, si te atrae la geología y la naturaleza en general tiene que ser espectacular. Una pena el mal tiempo en Snaefellsnes, habríamos disfrutado de vuestras fotos recordando a Jules Verne.
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto! Para los que amamos la naturaleza es un sitio espectacular. Son paisajes muy distintos a los que puedes ver aquí. Y lo del tiempo, es algo con lo que contábamos. Ir en estas fechas conlleva riesgos y uno de ellos es que algún día te salga malo y no puedas hacer nada, pero es algo con lo que contábamos. Aún así nos quedamos bastante satisfechos, ya que con ir 3 días ya te da para alucinar!!

      Un saludo!!

      Eliminar

Publicar un comentario